Atacan a piedrazos a Alberto Fernández en su recorrida por Chubut.

A la llegada del Presidente a Chubut, se produjeron incidentes con manifestantes a los que la seguridad casi no pudo contener. Atacaron violentamente con golpes y piedrazos el vehículo al cual ascendió Alberto Fernández con su comitiva. Los incidentes se verificaron en dos ocasiones. La primera fue justo luego del aterrizaje, en el trayecto hacia el centro de operaciones de Lago Puelo.

La segunda, en el trayecto del Presidente desde ese centro, donde estuvo reunido con autoridades y periodistas, hasta la camioneta, que fue caótico y a duras penas la custodia pudo evitar una agresión directa a su persona.

El mandatario nacional llegó esta mañana al aeropuerto de Bariloche e inmediatamente se subió a un helicóptero para trasladarse hasta la localidad chubutense de Lago Puelo, una de las más afectadas por el brutal siniestro, y donde se verificaron los incidentes.

El jefe de Estado viajó a la zona junto a una comitiva integrada por la primera dama, Fabiola Yañez, los ministros de Obras Públicas, Gabriel Katopodis, y de Desarrollo Territorial y Hábitat, Jorge Ferraresi, y los secretarios general de la Presidencia, Julio Vitobello, y de Comunicación y Prensa, Juan Pablo Biondi.

La comitiva oficial había aterrizado en una cancha de fútbol de Lago Puelo y, en el momento en que se encaminaban hacia los vehículos para dirigirse al centro de operaciones de la emergencia por los incendios para reunirse con las autoridades, se verificaron los primeros ataques e insultos por los manifestantes.

En la zona de los violentos incidentes circulan dos versiones sobre las motivaciones de los manifestantes: una afirma que se trataría de un reclamo contra el proyecto de minería del gobierno provincial de Mariano Arcioni, y la otra que los pobladores de la zona consideran que el gobierno nacional estaría avalando los reclamos y la metodología violencia de ciertos sectores mapuches que en los últimos tiempos han protagonizado muchos actos violentos.

La agresión contra el vehículo presidencial guarda similitudes con un episodio análogo sufrido en 2016 por el entonces primer mandatario, Mauricio Macri, en una visita a la localidad de Mar del Plata, junto a la gobernadora María Eugenia Vidal, cuando el auto oficial que los trasladaba fue agredido por militantes políticos y referentes sociales cercanos al kirchnerismo que atacaron a piedrazos el vehículo. Escenas, la de hoy y la de ayer, que transmiten una alarmante imagen de incivilidad.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Accepto Leer mas